Bioinmune

La vacuna varicela: prevención eficaz de sus complicaciones

Introducción

La vacuna varicela es importante para prevenir la enfermedad conocida cómo la varicela. Se caracteriza por ser una infección viral causada por el virus varicela-zóster y es responsable de la aparición de ampollas en la piel, fiebre y un malestar general en los infectados.

En su mayoría de casos, los síntomas son leves. Sin embargo, puede causar graves complicaciones sí no se atiende la infección, especialmente en personas con sistemas inmunológicos debilitados.

Vacuna varicela Bioinmune Culiacán

¿Qué es la varicela?

La varicela es una enfermedad viral altamente contagiosa que causa una erupción con ampollas llenas de líquido. Se propaga por contacto directo con las ampollas o al inhalar partículas del virus y sus síntomas incluyen fiebre, picazón en la piel y malestar general. El tiempo de duración de la varicela suele ser de una a dos semanas y se resuelve por sí sola, pero puede causar graves complicaciones.

Importancia de la vacuna varicela:

La vacuna contra la varicela desempeña un papel crucial en la prevención de la enfermedad y sus complicaciones. Aquí se presentan algunos aspectos que resaltan su importancia:

Protección individual: 

La vacuna es altamente efectiva. Al recibirla, el sistema inmunológico crea defensas contra el virus, por lo que ayuda a prevenir la infección y a reducir la gravedad de los síntomas en caso de contagio.

Prevención de complicaciones:

El efecto de la vacuna varicela reduce significativamente el riesgo de desarrollar complicaciones como neumonía, infecciones de la piel y encefalitis. Al proteger a las personas mediante la vacuna varicela, se evitan graves consecuencias.

Reducción de la propagación:

Esta no solo protege a los individuos vacunados, sino que también contribuye a la protección de la comunidad en conjunto. Al prevenir la infección en personas vacunadas, se reduce la posibilidad de propagación del virus a individuos no vacunados, como bebés demasiado pequeños para recibir la vacuna o aquellos con sistemas inmunológicos débiles.

Estrategia de inmunización:

La vacuna varicela se administra generalmente en dos dosis que siguen un calendario específico. La primera dosis se administra en la infancia, y la segunda dosis se recomienda en la adolescencia o edad adulta temprana. Siguiendo estas pautas de vacunación, se garantiza una protección óptima contra la varicela a lo largo de la vida.

Calendario vacunal y recomendaciones:

Es importante tener en cuenta algunas consideraciones clave relacionadas con la vacuna de varicela:

Para bebés y niños: Para los niños y bebes, se necesitan 2 dosis de la vacuna varicela. La aplicación de la primera dosis es a los 12-15 meses de edad, y la segunda dosis se debe aplicar de 4 a 6 años de edad.

Para niños mayores, adolescentes y adultos: En caso de que el infectado no presente inmunidad contra la varicela, también necesitará 2 dosis de la vacuna contra la varicela.

Efectividad: La vacuna varicela ha demostrado ser altamente efectiva en la prevención de la enfermedad. Sin embargo, en algunos casos, puede ocurrir una infección leve en personas vacunadas. Estos casos, conocidos como varicela atenuada, generalmente presentan síntomas más leves y menos complicaciones que los casos en personas no vacunadas.

Inmunidad a largo plazo: Proporciona una inmunidad duradera en la mayoría de las personas vacunadas. Sin embargo, en casos raros, puede ocurrir una pérdida gradual de inmunidad con el tiempo. Afortunadamente, si una persona vacunada contrae la varicela, es probable que experimente una forma más leve de la enfermedad.

Contraindicaciones y efectos secundarios de la vacuna varicela:

En general, la vacuna contra la varicela es segura y tolerable. Pero hay algunas cosas a tener en cuenta:

La aplicación de esta vacuna no se recomienda en mujeres que puedan o estén embarazadas. Tras la vacunación, es de suma importancia que se evite el embarazo durante 4 semanas.

No se recomienda la vacunación a personas que padezcan una enfermedad que cause fiebre mayor a 38,5 grados.

Los efectos secundarios más comunes de la vacuna cómo dolor o enrojecimiento en el lugar de la inyección y fiebre leve, no duran mucho tiempo. Éstos pasan rápido y no es motivo de preocupación.

Conclusiones sobre la vacuna varicela:

Es esencial la vacunación contra la varicela para prevenir la enfermedad y sus complicaciones. Al proteger a las personas de dicha enfermedad, se reduce el riesgo de contagio y se contribuye para evitar su propagación.

Seguir las pautas de vacunación recomendadas y consultar con un profesional de la salud para recibir orientación personalizada es de suma importancia para la protección del bienestar de la comunidad.

¡Recuerda vacunarte y proteger a todos a tu alrededor!

¡Contáctanos!

¡Estaremos muy felices de atenderte!

¡Pregunta por nuestros servicios adicionales!

Déjanos tu mensaje.

¡Nos pondremos en contacto contigo a la brevedad!